[…] La noticia recorrió los medios de comunicación de medio mundo, pero este jueves la historia de David Bennet ha dado un revés que posiblemente nadie esperaba. Y es que el hombre que recibió hace unos días un trasplante histórico fue condenado por apuñalar siete veces a su hermano pequeño el 30 de abril de 1988 en un local de copas, según publica The Washington Post. Una agresión que sentó a la víctima en una silla de ruedas durante 19 años hasta que murió en 2007, tras haber sufrido un derrame cerebral dos años antes. […]

[…] Ocurrió hace 34 años, un 30 de abril de 1988. El condenado (23) entró a un local de copas donde estaba su entonces esposa, Norma Jean Bennet Shumaker, en compañía de su hermano pequeño, Edward Shumaker (22). La mujer se sentó en el regazo de Edward y poco después, en un ataque de celos, según el diario estadounidense, Bennet le dio la primera puñalada a su hermano menor mientras jugaba al billar.

Según quedó probado en el juicio, la víctima se había agachado para coger algunas monedas cuando sintió un golpe en la espalda que le hizo perder la sensibilidad en las piernas. Después, el agresor lo apuñaló repetidamente en abdomen, pecho y espalda. El ahora trasplantado fue detenido tras huir en su vehículo y fue acusado de intento de asesinato, agresión y tenencia ilícita de armas, entre otros delitos.

Finalmente, el agresor fue condenado por los dos últimos a 10 años de prisión y a indemnizar a la víctima con 29.824 dólares. […]

¿Desea saber más?

Enviado por SuperDetective.

Comentar en